¿Es verdad que el té pu-erh se hace con popó de panda? Aquí te lo decimos

Es posible que alguna vez hayas escuchado sobre el té pu-erh, uno de los más caros y codiciados del mundo, esto se debe al proceso con el cual se elabora...
Imagen: Especial

Es posible que alguna vez hayas escuchado sobre el té pu-erh, uno de los más caros y codiciados del mundo, esto se debe al proceso con el cual se elabora este producto, pues al igual que los vinos, realizar este té tarda bastante tiempo para que consiga su sabor tan característico.

Muchas personas aseguran que el té pu-erh proviene de la popó de un oso panda, ¿será esto verdad o  mito? Aquí te lo vamos a contar, pero antes debes saber que sí pasa por un proceso de fermentación y sus hojas provienen de árboles de hasta 100 años de antigüedad, por lo cual se convirtió en una de las bebidas preferidas de la realeza.

El origen de este té nace en la región de Yunnan, una entidad al sur de China, donde se encuentran largas hojas de árboles mayores a los 50 años, las cuales son recogidas a mano y su proceso de secado es sólo con el sol, de una manera completamente artesanal; estos pasos son antes de iniciar con el proceso de fermentación.

Imagen: Especial

En el proceso de la fermentación es donde sale a flote la popó del oso panda, pues algunas versiones aseguran que es gracias al excremento de este animal que se fermenta el té, pero esto es solo un mito, pues el verdadero mecanismo para que el té pu-erh se descomponga es a través de temperaturas controladas, ambientes húmedos y poca luz directa.

Ojo, pero sí hay un poco de verdad en esta versión, pues en 2007 un empresario chino decidió fermentar el té verde con la popó de los osos pandas, esta idea la tuvo al pensar que los desechos del bambú que comen estos animales le daría un sabor diferente, aunque los resultados no fueron como el empresario lo esperaba, pues su sabor no cambio mucho.

Imagen: Especial

Para que el té pu-erh tenga su característico sabor se necesita fermentar por lo menos tres meses y es hasta los cinco años comienza a adquirir su sabor peculiar; uno de los tés más longevos de los que se tiene registro es el que perteneció a la Dinastía Qing (1644-1911) y el valor de este producto alcanza hasta los 600 mil pesos los tres gramos, cantidad que alcanza para una sola taza.

En la actualidad este exclusivo té, el cual tiene un complejo proceso de recolección de hojas, fermentación y cuidados posteriores, tiene un valor que va desde los tres mil pesos los 100 gramos hasta 200 mil pesos por sólo 100 gramos, dependiendo de los años de añejamiento.

De acuerdo R.S.V.P online, el té pu-erh es rico en antioxidantes, lo cual te ayudará a combatir algunos daños del cuerpo; también es antibacterial y ayuda a prevenir enfermedades. Otro de sus beneficios que se le atribuyen es el fotoenvejecimiento en la piel, mejora la circulación, acelera el metabolismo y regula los niveles de azúcar.

Publicidad