¿Sabes qué tan sucio es el dinero en efectivo? Condusef aquí te lo aclara

Desde microbios inofensivos hasta virus y bacterias infecciosas, así de sucio es el dinero en efectivo

El dinero en efectivo es sucio en el sentido literal de la palabra y lo ideal sería que, después de usarlo, la gente se lavara las manos. Te sorprenderá saber cuántos microbios tiene un billete, de acuerdo a algunos estudios retomados por la Condusef (Comisión Nacional para la Protección y Defensa de los Usuarios de Servicios Financieros).

De acuerdo con un estudio del Centro de Genoma y Biología de Sistemas de la Universidad de Nueva York, realizado en 2017, los dólares de un mismo banco de Manhattan contienen cerca de 3 mil tipos de microorganismos.

La cifra, sin embargo, contiene una mayoría de microbios que son inofensivos para el ser humano. No obstante, hay otros que se pueden considerar dañinos.

¿Qué tan sucio es el dinero en efectivo?

Un billete es utilizado miles de veces antes de ser retirado de circulación | Fuente: Pexels

Según los expertos, existen miles de bacterias y virus en los billetes con los que convivimos diariamente. Algunos de los microorganismos hallados en el dinero en efectivo están vinculados con los humanos, es decir, se tratan de microbios propios de la piel, la saliva, etc. y que son inofensivos.

Sin embargo, también se han hallado otros bichos no asociados con el humano, como el Lactococcus lactis y el Streptoccoccus thermophilus, los cuales están vinculados con la producción y fermentación de lácteos y que, bajo control, puede ayudar a los seres humanos en la digestión.

Pero, desgraciadamente, también fueron hallados restos de bacterias fecales, hongos y otras bacterias que sí podrían desencadenar en una infección estomacal entre la gente que no se lava las manos. Incluso, algunos estudios han encontrado microorganismos que pueden desencadenar enfermedades respiratorias que, si no se atienden, pueden agravarse.

Es importante lavarte las manos cada vez que utilizas dinero en efectivo | Fuente: Unsplash

Los billetes no son los únicos contaminados. El relieve de las monedas proporciona un ambiente fértil para el cultivo de bacterias y cuanto más tiempo permanezca el dinero en circulación, más propenso es a contaminarse. Toma en cuenta que existen monedas con hasta 10 o 15 años de circulación.

Es claro que los billetes y monedas de menor denominación tiene más circulación en ambientes con poca higiene.

Por eso es importante que mantengas la higiene necesaria tras utilizar el dinero en efectivo y evitar llevarte las manos ala boca o nariz. También puedes utilizar formas alternativas de pago.

Sigue a Oink-Oink para más consejos acerca del cochino dinero, ahorro, finanzas personales e inversión.

Publicidad