Tips para aumentar tu productividad en el trabajo

Debes priorizar tareas y evitar desperdiciar tu tiempo
Imagen: Unsplash

Debes saber que trabajar más no es igual a ser más productivo. Por el contrario, has de trabajar de forma inteligente, tal que puedas hacer más y mejores cosas durante la semana. Es por ello que es necesario prestar atención a tu enfoque y al tiempo que dedicas a las tareas. En esta entrada podrás encontrar una serie de tips para aumentar tu productividad en el trabajo.

No procrastines

Es fácil caer en la procrastinación cuando planeas tus actividades y lo único que haces con ello es postergarlas al futuro en vez de ponerte a hacerlas en este momento. Esta es la razón por la que no es prudente, pues la tarea seguirá en tu lista de pendientes.

También puedes medir el tiempo que gastas en juntas de trabajo: con esto puedes conocer el costo de oportunidad de estar en juntas en vez de las cosas que pudiste haber hecho cosas reales. Puedes poner un presupuesto de tiempo para estar en juntas, o por lo menos para darte cuenta que ese es el vampiro de tiempo, además de tus salidas a fumar o por café.

Aprende a decir “no”

Cuando te niegas a las peticiones que no puedes cumplir o que no te darán resultados, es más difícil que tengas un horario que no puedes controlar. Es más sencillo tener tareas definidas en las que sepas cuándo debes hacer las cosas y qué lograr con ellas.

Imagen: Unsplash

Deja de buscar la perfección

Este factor hará que tomes más tiempo terminando las tareas y restando a tu productividad. Buscar la perfección en una tarea le roba tiempo a otras, y sobre todo es perjudicial si no tienes que rendir cuentas a otra persona más que a ti mismo.

Toma nota de todo

No hay mejor herramienta que una nota en tinta indeleble. O una nota en aplicaciones como EverNote, Wunderlist o Todoist. La idea es que dejes de confiar exclusivamente en tu memoria y anotes las cosas que debes hacer, para tener así una serie de tareas preasignadas por semana y organizar tus prioridades.

Mide tus logros

Al iniciar cada semana, es recomendable que sepas qué es lo que debes hacer a lo largo de los días que trabajes (y para eso ya debiste llevar la cuenta en tus notas). Lo que importa es que al cerrar contrastes lo que lograste contra lo que debías hacer para cerciorarte de que adelantaste trabajo.