¿Qué es el pacto fiscal y por qué se está debatiendo en tiempos del Coronavirus?

Recientemente se ha puesto sobre la mesa un debate para modificar el pacto fiscal de la federación. Te explicamos qué es eso
Pacto fiscal, México
Imagen: Unsplash

Recientemente, 4 gobernadores de oposición al partido gobernante en México han puesto sobre la mesa la idea de revisar el pacto fiscal de la federación. En el contexto de la crisis provocada por el Covid-19 y los desacuerdos en torno al Plan de Reactivación Económica propuesto por el presidente Andrés Manuel López Obrador para hacerle frente, la revisión del Pacto Fiscal sólo vendría a echarle más fuego a las profundas diferencias que se han hecho patentes entre la forma de gastar del gobierno federal y algunos sectores de la sociedad mexicana. Pero vayamos por partes, ¿Qué es el pacto fiscal?

AMLO

Imagen: Especial

De acuerdo con información de Expansión, el Pacto Fiscal de la Federación fue un convenio establecido a inicios de los años 80 entre todos los estados de la federación, en el cual se estipula el reparto de los impuestos recabados en todo el país. El pacto fiscal básicamente dice que todo aquello que recaude el gobierno se dirige a una bolsa común, que luego es repartida entre todos los estados. Sin embargo, está sujeto a dos críticas principales: 1) puede no parecer justo para aquellos estados que recaudan más impuestos y 2) puede tener un uso clientelar, pues el congreso decide quiénes serán las entidades más beneficiadas.

Por lo tanto, replantear el pacto fiscal o salirse de éste implicaría una nueva forma de repartir las partidas presupuestales provenientes de los impuestos recabados. Para los tiempos recientes, donde la emergencia sanitaria está en el centro de las preocupaciones de todas las personas, modificar el pacto fiscal aparecería como una mala idea. De entrada, porque afectaría a los estados más pobres, que suelen ser los que menos impuestos recaban, pues tendrían acceso a partidas presupuestarias más pequeñas.

Bandera de México

Imagen: Unsplash

“Es un mal momento, porque estamos en medio de una emergencia sanitaria que nos debería concentrar más en cómo solucionar el problema sin dañar tanto las finanzas locales”, expuso para El Economista, el director de Finanzas Públicas e Infraestructura de HR Ratings, Ricardo Gallegos Miranda.

Sin embargo, el argumento de los gobernadores que han puesto sobre la mesa el debate del pacto fiscal es que sus estados no están recibiendo lo suficiente para afrontar la crisis sanitaria, y mucho menos en relación con lo que aportan sus estados en recaudación de impuestos. Pero además, especialistas también están de acuerdo que a los propios estados que están planteando esta modificación les afectaría salirse del pacto fiscal, pues dejarían de recibir recursos para los ramos 28 y 33 del presupuesto, justo onde se encuentran materias tales como salud, seguridad y educación.

Impuestos, dinero

Imagen: Unsplash

La discusión sobre el pacto fiscal viene a posicionarse como un episodio más dentro de las rebeliones fiscales que comenzaron a generarse a raíz de la crisis del Covid-19 y la respuesta ofrecida por el gobierno federal. Esto básicamente significa que, a falta de recursos suficientes en los estados para atender la crisis sanitaria y ante los desacuerdos en torno a las medidas que propone el gobierno federal sobre cómo gastar el dinero que se tiene para atender la crisis, algunos proponen que se recorte el flujo de dinero al gobierno central vía impuestos; es decir, dejándolos de pagar, como proponen algunos empresarios o bien modificando el pacto fiscal, como proponen algunos gobernadores de la oposición.

ANUNCIO