¿Quieres recibir notificaciones de nuestro sitio web?

Proponen modificar Ley Federal del Trabajo para hacer posible el horario flexible

Esto podría mejorar el equilibrio entre vida laboral y familiar
Redacción Oink Oink ?
Imagen: Especial

Los ya famosos horarios fijos obligatorios podrían llegar a su fin con una nueva propuesta que se discutirá en el Senado, la cual permitirá adaptar los horarios de trabajo, siempre que antes exista un acuerdo entre el empleado y el patrón. Se busca darle apertura al horario laboral flexible.

De acuerdo con información de El Economista, los senadores discutirán adicionarle al artículo 58 de la Ley Federal del Trabajo (LFT) una cláusula para que trabajadores y patrones puedan acordar jornadas laborales con horario flexible.

Imagen: Especial

De aprobarse esta modificación, entre otras cosas podrán acordarse reducciones en el tiempo de comida para salir más temprano, modificar las horas de entrada y de salida o trabajar más horas un día para salir más temprano, y así sucesivamente.

“Para adaptarse a sus necesidades familiares y personales, previo acuerdo con el patrón, el trabajador podrá acordar una jornada flexible para determinar la hora de entrada y salida, una jornada comprimida en la que el trabajador pueda laborar más horas al día a cambio de recibir tiempo libre a la semana, así como la reducción del tiempo de comida para adelantar la salida”, dice la iniciativa impulsada por los senadores del Partido Acción Nacional (PAN).

Con el fin de mejorar la relación entre la vida laboral y la familiar, y en línea con la Organización Internacional del Trabajo (OIT), los legisladores están promoviendo esta alternativa de modelo laboral.

“Los horarios laborales y el lugar de trabajo son factores importantes que afectan la compatibilidad del trabajo con las responsabilidades familiares”, argumentan los senadores que están promoviendo esta iniciativa.

Además, argumentan los senadores, hay una ventaja añadida, pues al darles mayor libertad de gestionar su tiempo se motivan otras variables, como el talento, la productividad y la eficiencia.

Imagen: Especial

Según estudios de la OIT y el Programa de Naciones Unidas para el Desarrollo (PNUD) han ido disminuyendo los hogares extendidos, de familias numerosas, y se han incrementado los monoparentales, lo que significa que ya no hay personas que puedan dedicarse al cuidado de los hijos o los asuntos domésticos.

“Se entenderá por balance trabajo-familia las políticas que promuevan un mayor equilibrio de las personas trabajadoras para desarrollarse integralmente, tanto en la vida laboral, personal y familiar, así como a las políticas que incentiven una mayor equidad en las labores de cuidado y protección laboral”, menciona el texto de la senadora Alejandra Noemí Reynoso Sánchez del PAN.