El PIB de Estados Unidos crece 1.9% para el tercer trimestre del año

Para el tercer trimestre de este año, la economía de Estados Unidos registró un crecimiento del 1.9 por ciento en su Producto Interno Bruto (PIB), anunció el Departamento de Comercio...
Imagen: Especial

Para el tercer trimestre de este año, la economía de Estados Unidos registró un crecimiento del 1.9 por ciento en su Producto Interno Bruto (PIB), anunció el Departamento de Comercio de aquel país, luego de obtener los datos de una lectura preliminar de este indicador.

El Departamento de Comercio de Estados Unidos todavía tendrá que actualizar esta estimación más adelante. Este dato, si bien muestra que la economía del país del norte sigue mostrando fortaleza, también indica que se está desacelerando, pues creció a un ritmo menor al 2 por ciento.

Imagen: Especial

De acuerdo con información de Expansión, el crecimiento de la economía norteamericana se vio impulsada por un mayor gasto del consumidor y del gobierno. A pesar de ello se vieron signos de desaceleración en la economía de aquel país. Una de las industrias más afectadas por este cambio de ritmo fue la automotriz, pues los estadounidenses han estado gastando menos en automóviles.

Con todo, este dato se mostró por encima de las expectativas de los analistas, ya que ellos esperaban un crecimiento del 1.6 por ciento. Sin embargo, se mantiene la proyección de que la economía de aquel país continuará desacelerándose en lo que queda de este año y a principios del siguiente.

“La expansión actual de Estados Unidos es la más larga de la historia y, si bien vemos que continuará hasta 2020, los riesgos de al menos un cuarto de crecimiento negativo están aumentando”, dijo el economista internacional jefe de ING, James Knightley.

Imagen: Especial

Entre otras cosas, el especialista señaló que el sector manufacturero es de los que más afectados se han visto por el debilitamiento de la economía global y la menor demanda de sus productos finales.

“En última instancia, existe una creciente evidencia de que la desaceleración se está extendiendo a los sectores de consumidores y servicios, dadas las recientes encuestas ISM no manufactureras y las cifras de ventas minoristas”, explicó.