Este dólar en México se vende hasta en $1,400 pesos

Si encuentras este dólar en México verifica su precio

Es común que al tener un dólar en México el billete pase por una infinidad de manos antes de llegar a nosotros. Sin embargo, en el mundo del coleccionismo se aprecian los billetes que no han circulado y más si presentan alguna rareza en su impresión.

El dólar que se vende en $1,400 pesos

Los billetes raros y sin circular valen más | Fuente: Unplash

Entre las características que consideran los coleccionistas de billetes, se encuentran aquellos ejemplares que nunca han circulado al público, por lo que se conservan en óptimas condiciones, este es el caso del billete de $20 dólares que se ofrece por un precio de hasta $1,400 pesos.

Para este billete donde el cambio de dólar a pesos mexicanos ha superado su valor nominal se debe a dos factores, la primera consiste en no haber circulado entre las personas y la segunda que se conforma por una serie de dos ejemplares.

Esta secuencia en la serie de emisión le vale para que pueda ofertarse a un precio mayor, el cual aumentaría aun más el precio de dólar si presentará más billetes consecutivos, o en su defecto la serie de emisión fuera más baja.

Otros puntos a considerar

Es raro encontrar ejemplares con una estrella | Fuente: Unplash

Además de estas características, también se puede observar en internet billetes de esta misma denominación pero con alguna rareza en su impresión. Para este caso, el billete de $20 dólares donde aparece el expresidente Andrew Jackson, ya que la variante que presenta una estrella en el número de serie se puede valorar hasta los $9 mil 490 pesos por ejemplar.

El cual, si se sumara que no ha circulado y se compone por una serie consecutiva de billetes, fácilmente podría elevar su precio de 30 hasta 50 veces su valor nominal, aunque dependerá en gran medida por la demanda que exista en coleccionar estos ejemplares.

Si quieres más información sobre economía y consejos en finanzas personales, no dudes en consultar las novedades que tenemos en Oink-Oink.

Publicidad