Ventajas financieras de usar una tarjeta de prepago

Una tarjeta de prepago puede hacerte ahorrar, poner un freno a tus deudas, entre otras ventajas

Si eres comprador compulsivo o tienes miedo al fraude cibernético, entonces checa las ventajas financieras de usar una tarjeta de prepago. Esta modalidad de pago te protegerá de diversos modos de algún quebranto financiero, en términos de seguridad, ahorro y administración.

Puede ser que las tarjetas de crédito no sean lo tuyo, puesto que gastas al primer impulso, endeudándote hasta el tope. También cabe la posibilidad de que quieras evitar cargar con efectivo. Incluso hay padres que temen darles a sus hijos dinero en efectivo, debido a la inseguridad que predomina en las calles.

Para resolver estos problemas, puedes utilizar una tarjeta de prepago. Es una tarjeta que recargas con dinero previamente para poder utilizarla después en diferentes puntos de venta o incluso en internet.

Estas son las ventajas financieras de usar una tarjeta de prepago

La tarjeta de prepago te alejará de las compras compulsivas | Fuente: Unsplash

  • Un freno para las deudas. Estas tarjetas permiten que solamente gastes el dinero precargado. Así que no tendrás que cargar con tu tarjeta de crédito y controlarás tus compras más racionalmente, sin endeudarte.
  • Sin cuenta de ahorro necesaria. Si eres de los que evita tener su dinero en el banco y ahorra de otras formas, para utilizar una tarjeta de prepago no es necesario tener una cuenta de ahorro previa.
  • Compras fáciles y rápidas. El internet se ha vuelto un canal de compras indispensables, pero necesitas una tarjeta o medio electrónico para aprovecharlo. Si tienes una tarjeta de prepago, entonces podrás aprovechar oportunidades en línea sin gastar de más.
  • No cargas efectivo. Si no te gusta tener efectivo y quieres llevar un mejor control de gastos, puedes cargar con una tarjeta de prepago. Más aún si necesitas llevar una suma considerable de dinero.
  • Si eres empresario, estas tarjetas precargadas pueden ser una opción buena para repartir bonos y otras cosas.

Visa y Mastercard son los principales sistemas de pago que, además, operan este tipo de tarjetas y también otras opciones como tarjetas de prepago de servicios streaming. Con esto evitarás cobros recurrentes por aplicaciones o productos que tal vez no utilices lo suficiente.

Recuerda seguir a Oink-Oink para más consejos sobre finanzas personales, ahorro e inversión.

Publicidad