Trampas de los supermercados para que gastes más

Carritos grandes, temperatura y "productos escondidos", estas y otras trampas de los supermercados para gastar más

Se trata de psicología pura, estamos hechos para consumir, por eso debes tener cuidado con las trampas de los supermercados para que gastes más. Los mercadólogos y psicólogos nos han observado durante mucho tiempo y, por más racional que creas ser, en realidad puedes ser muy predecible.

Alguna vez te has preguntado por qué el clima en el supermercado es agradable, independientemente del calor o frío que haga afuera. Pues es para estar a gusto, a gusto para consumir más. Olores, colores, texturas, espectaculares y más elementos psicológicos nos hacen sentir en el súper como en casa. Pero hay más.

Trampas de los supermercados que te hacen gastar más

1. Carritos grandes. La sensación de vacío nos hace reaccionar, despierta el deseo. Por eso no es sorpresa que los carritos sean desproporcionadamente grandes. A menos que hagas la despensa de dos semanas o un mes, raramente lo puedes llenar.

En los supermercados, las verduras se ven como recién cosechadas | Fuente: Unsplash

2. Lo que se ve, se compra. Por lo general, los productos más caros, o que quieren que compres, están a la altura de tus ojos y los más baratos están abajo, donde no se ven.

3. Frutas y verduras frescas, el gancho. En el súper, quieren hacernos creer que las frutas y verduras están recién cosechadas. Para ello las rocían con agua, de tal modo que parezca que estás viendo un paisaje de hortalizas en plena aurora. Además, iluminan las frutas de tal modo que resalten sus colores.

4. No encuentras la leche. No solamente eso, a veces pasa con la cátsup. La verdad es que los productos más básicos y solicitados se cambian constantemente de lugar, o se esconden al fondo. El objetivo es que te topes con más productos que puedas echar al carrito, mientras buscas lo esencial.

Haz una lista para hacer tu despensa y apégate a ella sin pretextos | Fuente: Unsplash

5. La oferta del día o la temporada. Todos los supermercados tienen su día de las frutas, sus días de las cervezas, etc. Pero resulta que cuando llegas, lo único que está a buen precio es justamente ese producto, mientras que el resto de mercancías pueden estar a un precio incluso superior al común.

No te dejes engañar, para ahorrar en las compras del súper será mejor que hagas una lista previamente y te ciñas a ella a como dé lugar. Trata de ir y permanecer el menor tiempo posible para no caer en trampas de los supermercados que te hacen gastar más.

Sigue a Oink-Oink para más consejos sobre tus finanzas personales, tu inversión y ahorro.

 

Publicidad