Llantas de auto con nitrógeno: ¿cuáles son las ventajas y desventajas?

En el mantenimiento de un auto la presión de las llantas es de suma importancia
El nitrógeno reduce la humedad en las llantas | Fuente: Unplash

Para los dueños de autos, se sabe que mantener una buena presión en las llantas es indispensable para el desempeño del coche. Sin embargo, además de aire común, existe un opción llamada nitrógeno, pero, ¿cuáles son los beneficios de inflarlos con este gas?.

Beneficios del gas nitrógeno en las llantas

El gas nitrógeno ha tomado relevancia en los talleres de autos al mencionar a los usuarios que inflar sus neumáticos con este gas el coche tendrá mejor rendimiento. Para comprender por qué se le atribuye esto, debemos de identificar sus características.

A difrencia de las llantas con aire común, el nitrógeno no las deforma | Fuente: Unplash

En primer lugar, el nitrógeno es un gas inerte que se encuentra en el 78% del aire que respiramos, no obstante un concentrado de nitrógeno puro evita la generación de humedad, y logra una mayor estabilidad, propiedades que benefician a tu coche, así como en las siguientes ventajas:

  • Evita deformaciones: el nitrógeno evita que la llanta sufra deformaciones al manejar, ya que brinda mayor dureza a los neumáticos.
  • Reduce la humedad: a diferencia del aire común, al no tener oxígeno evita que la humedad se acumule dentro de tus llantas. Por lo tanto, el calor o frio no afectará físicamente a los neumático.
  • Ahorro de gasolina: las llantas que han sido infladas con nitrógeno presentan una menor resistencia en la rodadura del neumático, lo que evita un gasto extra de combustible para echar andar el coche.
  • Reduce las fugas: el nitrógeno al ser una molécula más grande comprado con el oxígeno, disminuye las fugas del gas al momento de rodar.

Desventajas de las llantas con nitrógeno

  • Más costoso: inflar las llantas con este gas es más costoso comparado con el aire común, lo que representa un gasto extra.
  • Falta de disponibilidad: es posible que no todos los talleres cuenten con nitrógeno, lo que te será más difícil conseguirlo.

Los beneficios del nitrógeno son a largo plazo | Fuente: Unplash

Finalmente, inflar tus llantas con nitrógeno otorgará ciertos beneficios a tu coche y bolsillo a largo plazo. Pero, no se está exento a perder el gas en caso de una ponchadura, por lo tanto, conseguir las ventajas del gas dependerá del terreno donde manejes.

Si quieres más información sobre economía y consejos en finanzas personales, no dudes en consultar las novedades que tenemos en Oink-Oink.

Publicidad