Estas son las deudas que se heredan cuando una persona muere

Es importante que revises esto para no dejarle preocupaciones a tus seres queridos
Fuente: Pixabay

Es común pensar que cuando uno muere, las deudas se van con nosotros. Sin embargo, la realidad no siempre es así.

Para evitar especulaciones, la Comisión Nacional para la Protección y Defensa de los Usuarios de Servicios Financieros (Condusef) compartió mitos y realidades que existen alrededor de estas situaciones.

“Para evitar heredar problemas a la familia es importante informar a nuestro círculo más cercano sobre los tipos de compromisos financieros que adquirimos”, insistió la institución.

Existen adeudos que se pueden transferir a otras personas | Fuente: Pixabay

A continuación te presentamos en qué casos las deudas se heredan ante la muerte de una persona morosa, según la Condusef:

  • En caso de que hayas co-firmado la obligación
  • Si eres albacea
  • Cuando se es aval, fiador u obligado solidario
  • En cuanto a las tarjetas de crédito extra, los beneficiarios deberán de dejar de usarlas y desvincularlas. En caso contrario tendrán la obligación de liquidar los gastos hechos luego de que el titular perdió la vida

Organiza tus finanzas para no dejar problemas a tus seres queridos | Fuente: Pixabay

Aunque también hay casos en que las deudas se pueden omitir. En seguida te dejamos algunos ejemplos:

  • Ante la muerte del acreedor de un Crédito Infonavit, los seres queridos pueden hacer valer un seguro para la liberación del adeudo
  • Cuando el financiamiento es mancomunado, existe un seguro de vida relacionado a la hipoteca. Pero debes saber que para que se aplique se deberá estar al corriente de los pagos y en la póliza debe estar establecido que la cobertura es mancomunada conyugal

Con tal de evitar cualquier cualquier situación adversa tras perder la vida, la Condusef recomendó “brindar las herramientas necesarias para no generar un problema mayor”. Esto ayudará para no tener que lidiar con más conflictos, además de perder a un ser querido.

Si quieres más consejos sobre deudas, no dudes en consultar Oink-Oink.

Publicidad