¿Por qué no conviene una ‘quita’ del banco en mi deuda?

Esto no siempre te conviene por estas razones
Imagen: pixabay

Cuando no tienes la capacidad para pagar algún crédito solicitado con anterioridad será obvio que los bancos buscarán formas para recuperar su dinero. Una opción es esperar a que te ofrezcan una “quita”, pero esto no siempre te conviene.

¿Qué es una quita de deuda?

La quita es un convenio donde el deudor se compromete a pagar un porcentaje de su deuda y el acreedor y a renunciar al resto del capital que prestó. Con esto la institución financiera busca salvar un porcentaje de lo prestado y además se realiza en pagos diferidos.

Imagen: Especial

¿Por qué no conviene una quita de deuda?

Aunque parece interesante esta forma de convenio, el hecho de que te “quiten” la mayor parte de una deuda es una salida atractiva pero en el futuro puede afectar tu historial crediticio. Además, para llegar a ese momento deberán pasar meses de hostigamiento por parte de los despachos de cobranza y a pesar de arreglar el problema, tu nombre quedará en la lista negra durante 6 años.

“Si quedas exento de una deuda por el método de la “quita”, hay consecuencias que deberás asumir; por ejemplo, en los siguientes años, olvídate de que te puedan otorgar un crédito hipotecario, automotriz o de cualquier otro tipo”, relata Coru.

Incentivos para el pago

Para hacer frente a los compromisos de pago de los acreditados se contemplan las quitas de manera discrecional, y solo para que incentiven el pago de los créditos que sean renovados o reestructurados y no podrán utilizarse como sistema de compensación, asegura la Comisión Nacional Bancaria y de Valores (CNBV).

Condusef puede dar un ‘estate quieto’ a despachos de cobranza en estas situaciones

Si recibes llamadas de despachos de cobranza por parte de tu banco toma en cuenta que la Comisión Nacional para la Protección Defensa de los Usuarios y Servicios Financieros (Condusef) puede dar un ‘estate quieto’ en estas situaciones.

La Condusef asegura que los despachos de cobranza deben cumplir con distintas obligaciones. La Condusef a través del Registro de Despachos de Cobranza (Redco) supervisa y regula desde 2014 a estos despachos y obliga a las instituciones financieras a que sigan una serie de normas que protejan a sus clientes.

¿Te han aparecido como “número privado”?

Condusef aseguró que estos no deben utilizar números de teléfono que aparezcan en el identificador de llamadas como “confidencial”, “oculto“ o “privado”.

No deben amenazar, ofender o intimidar al deudor, sus familiares, compañeros de trabajo o cualquier otra persona que no tenga relación con la deuda.

Tampoco se deben enviar documentos que aparenten ser escritos judiciales u ostentarse como representantes de algún órgano jurisdiccional o autoridad, ni establecer listas negras, cartelones, o anuncios, que hagan del conocimiento del público la negativa de pago de los deudores.