¿Cuál es la diferencia entre pagos fijos y meses sin intereses?

Dos esquemas de pagos que puedes aprovechar para comprar
Los MSI permite comprar en plazos sin pagar de más | Fuente: Unplash

Es posible que en algún momento al caminar por un centro comercial o navegar por una tienda en línea, encontremos un producto que nos cautiva pero pagarlo de contado no es una opción. Por este motivo, te explicamos cuáles son las diferencias de un plan de pagos fijos y meses sin intereses, así como en qué situaciones te convienen.

Características de los meses sin intereses

Los Meses Sin Intereses (MSI), se ha convertido en el esquema de financiamiento más popular en México, porque permiten a los clientes comprar productos de un costo elevado y pagarlo a plazos sin gastar un peso extra.

Un plan de pagos fijos permite pagar menos que el pago mínimo | Fuente: Unplash

Esta modalidad que inició desde los años noventa ha generado que al menos el 74% de los usuarios de tarjeta de crédito lo utilicen, pues garantizan la adquisición de un bien sin esperar a juntar el monto total para comprarlo.

Hoy en día, la mayor parte de las tarjetas bancarias y fintech permiten compras a meses sin intereses, aunque dependen en gran medida que los comercios accedan a este tipo de financiamiento, sobre todo porque requieren de un monto mínimo para diferir la compra.

Características de los pagos fijos

Por el contrario, los planes de pagos fijos surgen como una alternativa a los meses sin intereses, pero con la diferencia de pagar un monto extra por diferir la compra del producto. Esta modalidad es una opción que te permite comprar cuando tu tarjeta de crédito o el comercio no tienen un convenio para los MSI.

Combina los MSI con programa de cash back | Fuente: Unplash

Este esquema de pagos establece un interés especial que no cambia con el plazo de tu plan de tus abonos, lo que permite que el costo del producto no incremente de manera considerable y sea más barato que pagar el mínimo en tu tarjeta.

En ambos casos, debes de identificar el monto de tu abono mensual para que no supere tu capacidad de pago, así como no abusar de estos de esquemas de financiamiento, e incluso, combinarlo con los beneficios que te da tu plástico como cash back para recuperar el pago de tus intereses.

Si quieres más información sobre economía y consejos en finanzas personales, no dudes en consultar las novedades que tenemos en Oink-Oink.

Publicidad