Cómo lograr que tu ahorro se convierta en inversión de forma sencilla

¡Así puedes lograr que tus ahorros crezcan sin complicaciones!
Tu ahorro puede convertirse en inversión | Foto: Pixabay

El ahorro es una de las prácticas que mayores beneficios tienen para tus finanzas personales. No obstante, es importante saber ahorrar para obtener el máximo provecho de tus recursos.

Cuando generas una base de ahorro, hay algunas consideraciones que debes tomar en cuenta: el dinero que juntas de manera informal se queda estancado. Es decir que no crece al mismo ritmo que la inflación.

Así pues, si quieres utilizar un método informal para ahorrar, los expertos recomiendan que te fijes una meta de ahorro a corto plazo, que no pase de 12 meses o que esté acotada dentro de un mismo ciclo anual.

Para que el dinero no sufra las consecuencias negativas del estancamiento informal, debes fijar una meta a corto plazo | Foto: Pixabay

De esta forma, la cantidad que ahorres no perderá su valor y el dinero ahorrado se transformará en un beneficio real para tu bolsillo. En cambio, si quieres ahorrar a largo plazo, es mejor utilizar un método formal.

Cuando formalizas tu ahorro, éste se convierte en una inversión. Las cuentas bancarias y las Afore te otorgan rendimientos por el dinero que guardas.

Esto significa que, con el paso del tiempo, tu dinero genera ganancias. Por supuesto, todo depende de la tasa de rendimiento de la institución que elijas.

En este sentido, lo mejor es valorar todas las opciones que están a tus disposición y elegir aquella que te otorgue mayores rendimientos por tu dinero.

Debes buscar una cuenta de horro que te otorgue buenos rendimientos | Foto: Pixabay

Un tip infalible es tomar una decisión de acuerdo con el siguiente parámetro: el ahorro se convierte en inversión sí y solo si la tasa de rendimiento es mayor al promedio de inflación anual.

Además, debes conocer las comisiones que se derivan por el manejo de tu cuenta. Ya sea en el banco o en una Afore, las instituciones siempre cobran una comisión relacionada con el resguardo de tus recursos.

Por ello, debes hacer un balance entre comisiones, rendimiento e inflación, a fin de que tu dinero crezca con el paso del tiempo y no sufra pérdidas ni estancamientos.

Si quieres conocer más información como ésta, síguenos en Oink-Oink.

Publicidad