3 Consejos antes de pagar tus deudas con una reparadora de crédito

Checa si es una buena opción o no para pagar tus deudas
Conoce opciones para liquidar tu deuda | Fuente: Unsplash

Una de las opciones que podemos encontrar en el mercado para liquidar nuestras deudas es contratar los servicios de una reparadora de crédito, el cual prometen negociar con la financiera para obtener descuentos. Pero, qué debo considerar antes aceptar sus servicios.

Comisiones que cobra

Modifica tus deudas malas | Fuente: Unsplash

Cuando una reparadora nos ofrece sus servicios para liquidar nuestra deuda, suelen contarnos de los beneficios que pueden logra, como un descuento de hasta 80% sobre el monto que debes. Sin embargo es importante que cheques las comisiones que estas empresas cobran.

Si bien, pagarás menos a tu deuda real, puede que no represente un ahorro real al sumar las comisiones. Entre los costos promedios que cobran son:

  • Comisión por apertura desde 4% sobre el monto de tu deuda.
  • Comisión mensual por manejo de deuda: desde 150 pesos.
  • Comisión por descuento en deuda: suele ser desde 20% del ahorro conseguido. Por ejemplo, si la financiera te realiza un descuento de tu deuda del $30 mil pesos, debes de pagar $6 mil pesos a la reparadora.

Regulación y opiniones de la empresa

La CNBV emite la primeras multas a Fintech | Fuente: Unsplash

Otro punto a considerar es la reputación de la reparadora de crédito, pues en la mayoría de los casos son fintech, el cual aún están en proceso de regulación ante la Comisión Nacional Bancaria y de Valores (CNBV), por lo tanto no tendrás la protección en caso de algún conflicto con la empresa.

Por esta falta de regulación, es importante que tomes en cuenta las opiniones que antiguos clientes emiten con relación a la reparadora de crédito, esto para tener una idea de la atención al cliente que tienen para resolver tus dudas.

Condiciones de la deuda

Revisa los términos del contrato | Fuentes: Unsplash

Antes de firmar contrato, pide que te indique cuál es el tipo de negociación que tratarán con la financiera donde tienes la deuda, pues existe una gran diferencia entre reestructura y quita, el cual utilizan esta última en la mayoría de los casos.

Esto cobra relevancia por que una reestructura significa que la financiera no condona la deuda, sólo modifica el monto y plazo de tus pagos. Por el contrario, la quita, se enfoca a negociar una condonación de tu deuda para pagar menos, pero esto implica que se reflejará de forma negativa en tu Buró de Crédito por 6 años.

Si quieres más información sobre la situación económica del país y consejos para tus finanzas personales, no dudes en consultar las novedades que tenemos en Oink-Oink

Publicidad