¿Cómo el descanso ayuda al éxito de los emprendedores?

Balancear trabajo con descanso restaurador, nuestra productividad aumenta a niveles insospechados
Imagen: Unsplash

El descanso tiene un sorprendente poder y es una razón por la que los más exitosos trabajan lo menos posible.

Se cree que el éxito requiere de trabajar 16 horas diarias. Estar ocupado y se exitoso no son sinónimo. Es frecuente pasar el día estresados y exhausto.

Imagen: Unsplash

“El hecho de estar siempre ocupado se ha convertido en un problema de salud bastante generalizado. El estrés emocional ocasionado por el exceso de trabajo se manifiesta como una dificultad a la hora de enfocarse y concentrarse, impaciencia e irritabilidad, problemas para dormir y fatiga tanto mental como física”, asegura Joseph Bienvenu, psiquiatra y director de la clínica de desórdenes de ansiedad en el Hospital John Hopkins.

Cuando balanceamos el trabajo con el descanso restaurador, nuestra productividad aumenta a niveles insospechados.

En la actualidad, desde fundadores de empresas hasta entrenadores deportivos, odian cualquier actividad auto complaciente. Siempre estamos buscando hacer más, mejorarnos y manteneros en constante movimiento.

Evaluamos a las personas basándonos en la cantidad de horas que trabajan o en qué tan ocupados parecen estar. Priorizamos el hecho de estar “ocupados” por encima de todo lo demás. Pero en cierto punto debemos tomar una decisión: ¿Queremos estar ocupados o queremos crear un impacto?

Escapar de la cultura del “ajetreo” significa darte el tiempo para descansar, y requiere de dar un paso atrás y revaluar lo que realmente nos importa, explica Entrepreneur.

Debes entender tus prioridades y defenderlas constantemente contra las invasiones que dictan el hecho de estar siempre ocupados y que la riqueza material y el valor es lo mejor.

Imagen: Especial

Por eso, se deben tomar en serio los descansos regulares ya que pueden prevenir la fatiga que conlleva el hecho de estar tomando decisiones todo el tiempo, restauran la motivación, aumentan la productividad y la creatividad, y consolidan la memoria. Pausas que incluyan incluso cinco minutos de movimiento también pueden mejorar nuestra salud y nuestro bienestar.