¿Qué son las empresas factureras y EDOS que persigue el SAT?

El SAT busca eliminar estos actos de evasión fiscal
Las operaciones de facturarás y EDOS se castigan con prisión | Fuente: Especial

En fechas recientes el SAT, la UIF y la FGR han anunciado que trabajan en la detención depersonajes “famosos” o empresarios de México por detectar acciones de evasión fiscal a través de factureras y EDOS, pero cómo funcionan estas operaciones.

¿Qué son las factureras y las EDOS?

Para comprender este tipo de prácticas debemos de reconocer que en estas operaciones de evasión fiscal y lavado de dinero existen dos personajes, las denominadas EFOS Y EDOS. Las EFOS son Empresa que Factura Operaciones Simuladas, mejor conocidas como factureras o “empresas fantasmas”.

Dichos actos se realizan para evadir impuestos o lavar dinero | Fuente: Especial

De manera sencilla, el objetivo de estas empresas es vender facturas a terceros a cambio de una comisión para que puedan deducir dichos gastos. Por otro lado, las EDOS o Empresa que Deduce Operaciones Simuladas pide a una facturera comprobantes fiscales para disminuir la base de impuestos y solicitar deducciones, o en su caso, pueda lavar dinero para su uso “legal”. En ambos casos cuando se detectan son registrados en las listas negras del SAT.

¿Por qué las persigue el SAT?

Entre los principales motivos del porque el SAT persigue estas operaciones es por la simulación de la deducción de impuestos del ISR e IVA, pues dichos recursos nunca llegan a las autoridades fiscales, a ello se le suma el origen y destino de los recursos que pueden ser catalogados desde desvío de recursos, lavado de dinero, enriquecimiento ilícito o financiamiento al terrorismo, entre otros actos.

El SAT ha puesto en marcha acciones para detectar operaciones simuladas | Fuente: Especial

Además, parte de estos recursos que se busca triangular para su lavado provienen de actos ilícitos como narcotráfico o desfalco al erario público al simular licitaciones para obras del gobierno. Un ejemplo de ello es la orden a de aprehensión que ha girado la Fiscalía General de la República (FGR), a petición de la Unidad de Inteligencia Financiera (UIF), ante supuestos actos de desvíos de recursos públicos por hasta $3 mil millones de pesos por parte del reconocido abogado Víctor Álvarez Puga y su esposa Inés Gomez-Mont.

Finalmente, estos actos que son mencionados en el artículo 113 del Código Fiscal de la Federación (CFF), establece penas de tres y hasta seis años de prisión a quien realice operaciones inexistentes, falsas o actos simulados de comprobantes fiscales.

Si quieres más información sobre economía y consejos en finanzas personales, no dudes en consultar las novedades que tenemos en Oink-Oink.

Publicidad