¿Por qué debo dar más del pago mínimo de mi tarjeta de crédito?

Cuando realizas solamente el pago mínimo durante más de un periodo, la mayoría de tu dinero irá a pago de intereses en lugar de a deuda
El pago mínimo debe ser la última opción y nunca la regla | Fuente: Unsplash

Aunque hacer el pago mínimo puede darnos un respiro sin comprometer nuestro historial crediticio, pero dar más del pago mínimo nos permitirá mantener nuestras finanzas sanas, en el largo plazo. Aquí te explicamos el porqué.

El pago mínimo de una tarjeta de crédito es una de las tres modalidades de pago que ofrece un banco a sus clientes, para saldar su cuenta en cada periodo. Y permite pagar una cantidad menor al saldo adeudado sin que se nos considere deudores o morosos.

Esto podría servirle a quien, por alguna razón, no administró bien sus ingresos en un periodo dado o simplemente utilizó su dinero para atender alguna eventualidad. Sin embargo, existen razones para pagar siempre más del mínimo.

Razones para dar siempre más del pago mínimo

Al realizar el pago mínimo recurrentemente, pagaremos más intereses que deudas | Fuente: Unsplash

En resumidas cuentas, si solo hacemos el pago mínimo, en lugar de liquidar nuestra deuda en el menor tiempo y a menor costo, terminaremos pagándola en un plazo más largo y a un costo mucho más elevado.

Esto se debe a que siempre que hagamos solamente el pago mínimo el banco nos cobrará intereses sobre el resto de la deuda. Y, entre mayor sea el saldo, mayor será el monto de esos intereses.

Se recomienda que si solamente pagaste el mínimo en la fecha límite de pago, trates de abonar un monto mayor en cuanto tengas la oportunidad. Así evitarás que el banco te cobre intereses mayores por la deuda no liquidada.

¿Cómo se calcula el pago mínimo?

En cuanto puedas, trata de abonar más del mínimo a la deuda, para reducir los intereses | Fuente: Pixabay

El pago mínimo de una tarjeta de crédito se calcula según dos fórmulas emitidas por el Banco de México. La primera fórmula establece que se calcula multiplicando el total de la línea de crédito por 1.25% (o, en términos decimales, 0.0125). Y la segunda fórmula establece que se debe multiplicar el saldo adeudado por un factor de 1.5%, más los intereses con IVA.

Si tu tarjeta tiene un límite de 60 mil pesos, debes multiplicar esta cantidad por 1.25%. El resultado será un pago mínimo de 750 pesos, de acuerdo a la primera fórmula.

  • Fórmula A: $60,000 (Límite de crédito) x 1.25% (Factor) = $750 pago mínimo.

El segundo escenario ocurre cuando el deudor ya acumula la deuda de un periodo anterior. Entonces, se utiliza la segunda fórmula, multiplicando el Saldo por 1.5% y sumando al resultado los intereses con IVA. Suponiendo un caso donde el deudor deba 30 mil pesos y los intereses con IVA sean de 320 pesos, el pago mínimo será de 770 pesos.

  • Fórmula B: $30,000 (Saldo) x 1.5% (Factor) = $450 + $320 (IVA + Intereses) = $770 pago mínimo.

Sin embargo, si el tarjetahabiente sigue pagando solamente el mínimo, la segunda fórmula generará, en el largo plazo, que la deuda crezca cada vez más. Esto es así porque, del total pagado en el ejemplo anterior, más del 40% iría a pago de intereses, no a la reducción de la deuda.

Ahora que conoces esta información es fácil deducir que conviene pagar más del mínimo siempre que se pueda. Aunque lo ideal será siempre pagar el total del saldo.

No olvides seguir a Oink-Oink diariamente para otros consejos sobre tus finanzas personales.

Publicidad