Evita hacer esto con tu tarjeta de crédito

La disposición de efectivo llega a duplicar el monto de la deuda, en algunas ocasiones, no lo hagas más que en casos de emergencia
No te endeudes al usar tu tarjeta | Fuente: Pixabay

Ocho de cada 10 mexicanos no conoce cómo funciona su tarjeta de crédito, no seas uno de ellos y evita hacer esto con la tuya. Si te das a la tarea de conocer esto, evitarás caer en una crisis de endeudamiento innecesariamente.

Nunca está de más recordarlo, pero tener una tarjeta de crédito no es sinónimo de contar con más dinero. Aunque sí nos otorga un mayor margen de liquidez, una tarjeta, en realidad, no aumenta nuestro patrimonio.

Y no solamente eso, una tarjeta, al ser un medio de financiamiento, tiene costos asociados, como intereses, comisiones y mantenimiento de cuenta.

Errores más comunes a evitar en una tarjeta de crédito

Evita estos errores en tu tarjeta y olvídate de preocupaciones | Fuente: Pixabay

Entre los principales errores cometidos por los mexicanos podemos enumerar los siguientes:

  • Desconocer las fechas de pago y de corte. La fecha de corte es aquella donde se cierra la cuenta del periodo a cobrar. La fecha de pago es el límite que tienes para saldar la cuenta indicada al corte.
  • Utilizar el límite de crédito. Nunca es bueno utilizar el límite de crédito, toda vez que, en caso de no poder pagar la tarjeta, los intereses y comisiones se irán al cielo.
  • No pagar a tiempo. No pagar a tiempo no solamente supone hacer más caro tu crédito, sino también una posible mancha a tu historial crediticio. Esto limitará tus posibilidades de financiamiento para productos más importantes, como una hipoteca.
  • Dar el pago mínimo. Esta es la última opción que puedes ocupar en caso de que no alcances a saldar la totalidad del adeudo. Recuerda que hacer el pago mínimo implica pagar, en el próximo periodo, un porcentaje importante de intereses. Y que abusar de esta herramienta hará que la deuda se haga más larga en el tiempo y, sobre todo, mucho más costosa.
  • Sacar dinero en efectivo. Esta opción es por lo general una de las más caras en una tarjeta de crédito. La disposición de efectivo en el cajero no solamente implica pagar intereses, sino comisiones. Todo en conjunto, en algunas ocasiones, llega a duplicar el monto de la deuda. Ten cuidado y utiliza esta opción en casos exclusivamente de emergencia.

No olvides seguir a Oink-Oink en redes sociales. Diariamente publicamos consejos financieros para tu bienestar.

 

Publicidad