Empresa compra acero del NAICM en 5.84% de su precio y lo revende para Santa Lucía

Este millonario negocio podría suponer pérdidas al patrimonio público por más de 6 mil 600 millones de pesos
Imagen: Especial

La Terminal de Pasajeros fue un ícono para el Nuevo Aeropuerto Internacional de la Ciudad de México (NAICM). Estaba contemplado construirse en cuatro niveles y un sótano, en acero y concreto para la estructura, y exteriores de acero, aluminio y cristal. Lourdes Mendoza, para el medio El Financieronos otorga una serie de cifras y datos para entender qué pasa con el acero de esta estructura.

Su construcción emplearía 165 mil metros cúbicos de concreto, 210 mil 134 toneladas de acero de refuerzo, 148 mil 628 toneladas de acero estructural, 766 mil metros cuadrados de acero, además de 254 elevadores, 158 escaleras mecánicas y 102 pasillos móviles. La construcción se contemplaba finalizada en octubre de 2020.

Con su cancelación, ya se habían otorgado más de 95 mil toneladas de acero para estructuras, que representan más del 40% del total. Se había soldado, transportado y armado más del 20% del total, que fue dejado en el abandono. Lo mismo ocurrió con más de 3 mil 700 toneladas de acero para las bases de los foniles, que al momento de la cancelación iban avanzados en un 90%.

El costo del acero estructural, de acuerdo con la obra de licitación por tonelada, fue entre 66 mil a 69 mil pesos. En la licitación de venta, 49 mil toneladas de acero del NAICM fueron vendidas a Grupo Gilbert por la cantidad de 4 mil 30 pesos por tonelada retirada.

Imagen: Especial

Esto implica que de 100 mil toneladas, fueron vendidas 49 mil. Y si por ese acero se pagaron al menos 6 mil 800 millones de pesos inicialmente, su venta por 197.5 millones de pesos, implica un daño a los recursos públicos por más de 6 mil 600 millones de pesos. Esta sanción se hizo válida esta semana en la exigencia de resarcimiento de daños contra quienes desviaron recursos en la Estela de Luz.

Mendoza señala que el Grupo Gilbert es contratista en el Aeropuerto de Santa Lucía, y podría estar revendiendo el acero retirado de Texcoco a sus constructores. Lo cual supone que además del desfalco público, los contribuyentes lo estamos pagando de nuevo. Sin embargo, la Secretaría de la Defensa Nacional no ha transparentado el precio en el que compran el acero para el aeropuerto.

Para que usted lector se haga una idea, Grupo Gilbert compra un acero de excelente calidad, que usted ya había pagado o pagará, por el 5.84% de su precio y luego lo revende, y usted lo pagará, muy posiblemente, a su precio normal para construir el aeropuerto de Santa Lucía.

La duda razonable que pone sobre la mesa Mendoza es a dónde fueron a parar las otras 51 mil toneladas. Y además, recuerda que se pagaron 75 mil millones de pesos en liquidar el NAICM, mientras que desconocemos los costos finales para Santa Lucía.