Te decimos cómo puedes comprar una casa sin comprobar tus ingresos

Entre las formas más comunes de acceder a un crédito hipotecario es a través del Fovissste, Infonavit o una institución bancaria, pero uno de los requisitos para poder comprar una...
Imagen: Especial

Entre las formas más comunes de acceder a un crédito hipotecario es a través del Fovissste, Infonavit o una institución bancaria, pero uno de los requisitos para poder comprar una casa a través de estos créditos es comprobar tus ingresos, si tú no puedes cumplir con este paso, te decimos qué puedes hacer.

La institución que emite los préstamos hipotecarios usualmente pide que el solicitante compruebe su capacidad financiera, puede ser a través de un recibo de nómina, estado de cuenta o carta patronal, pero dichos documentos son difíciles de conseguir para las personas que son parte de la economía informal, que no están dados de alta en hacienda o que trabajan de manera independiente.

De acuerdo con el portal Vivanuncios.com esta es la situación que enfrentan de miles de mexicanos, por lo cual han surgido diferentes métodos para comprar casa sin la necesidad de comprobar ingresos, para facilitar el trámite a las personas que cuentan con los recursos, pero no con los medios.

Imagen: Especial

Estas son las opciones que hay para comprar una casa sin comprobar ingresos:

  • Esquema de ahorro

Este método ha sido muy útil para las personas que buscan acceder a un crédito hipotecario, pero no tienen la manera de comprobar sus ingresos, aunque si pueden demostrar su capacidad de ahorrar parte de su salario para alcanzar un monto del 10% del valor de la propiedad, o al menos, de seis a veinticuatro mensualidades del crédito hipotecario.

Considera que el dinero que se haya ahorrado funcionará para dar un enganche del inmueble. Algunas opciones que ofrecen créditos hipotecarios sin la necesidad de comprobar ingresos son la Sociedad Hipotecaria Federal (SHF), a través de su préstamo Crediferente, además, de otras instituciones comerciales.

Imagen: Especial

  • Contar con un buen historial de pago

No es una novedad que al tener un buen historial de pago es más fácil acceder a diversos servicios, por ello al haber realizado tus pagos de manera puntual a lo largo de toda tu trayectoria financiera será posible comprar una casa sin la necesidad de demostrar tu capacidad financiera.

Esto se debe a que al contar con un buen historial de cumplimiento con otras instituciones se genera confianza y seguridad de que eres una persona que cumple con las aportaciones establecidas a pesar de tus ingresos. Los estados de cuenta, facturas, comprobantes de pago de tus deudas te ayudarán para comprobar que cumples con los pagos de manera puntual.

Imagen: Especial

  • Pago de rentas o compra por medio de la renta

Así como los estados de cuenta, las facturas o los comprobantes de pago de otras deudas te ayudan a comprobar que eres una persona puntual, los recibos de que pagas de manera puntual tu renta te servirá para generar confianza ante las instituciones y así podrás acceder a un crédito hipotecario sin la necesidad de comprobar tus ingresos.

La otra opción es comprar una casa a través de la renta, quiere decir que puedes adquirir un inmueble pagando de manera mensual por él, así como la renta. Las clausulas para hacer posible esta transacción son: habitar la casa antes de comprarla, el precio final se adecua al total de las rentas pagadas y debe existir un acuerdo legal con el arrendador.

  • Créditos hipotecarios de la SHF

Recuerda que la Sociedad Hipotecaria Federal es una institución bancaria que promueve la construcción y la adquisición de viviendas a personas que no cuentan con un crédito del Fovissste o Infonavit, pues maneja un sistema de intermediarios para otorgar créditos y garantías hipotecarias.

Una de sus opciones es el crédito hipotecario Crediferente, con el cual puedes acceder a préstamos de más de 900 mil pesos, para acceder a estos servicios podrás usar cualquiera de los métodos ya mencionados para comprobar tu cumplimiento y responsabilidad.

Publicidad