Si tiras chicles en la calle, podrías recibir una multa de hasta 16 mil pesos

Esta semana el Congreso de la Ciudad de México dio a conocer una iniciativa que plantea el cobro de multas entre mil 689 y 16 mil 898 pesos a la...
Imagen: Especial

Esta semana el Congreso de la Ciudad de México dio a conocer una iniciativa que plantea el cobro de multas entre mil 689 y 16 mil 898 pesos a la persona que tire chicles en la vía pública, pues se considera un daño ambiental, a la imagen urbana y un gran costo para removerlos.

De acuerdo con la presidenta de la Comisión de Medio Ambiente del órgano legislativo, Teresa Ramos Arreola, el dinero que se gasta para quitar los chicles masticados que la gente tira en los pisos de la capital de la Ciudad de México es más alto que el presupuesto destinado para mantener las máquinas dedicadas a esa limpieza.

El portal de Excélsior.com señala que en aproximadamente cerca del 20% de la superficie del centro de la capital hay chicles pegados en el piso y en las zonas de más densidad se han contado hasta 75 por metro cuadrado.

Imagen: Especial

Al momento de presentar la iniciativa, la diputada local, Teresa Ramos dijo que esta medida era necesaria, pues solamente en la famosa y concurrida calle Madero del Centro Histórico se han llegado a contar cerca de 150 mil chicles pagos, lo cual requiere un gasto de por lo menos 375 mil pesos.

“Además del costo otra cuestión es el personal que se encarga de quitarlas del suelo, ya que remover un chicle puede llegar a tomar hasta 30 minutos. Como muchas gomas han estado mucho tiempo ahí, se han convertido en masas negras que se confunden con mugre”, puntualizó la legisladora.

También reconoció que los chicles pegados afectan y ponen en riesgo la vida de aves, ya que esta especie trata de ingerir los chicles pegados, pues los confunden con pan o semillas y sus patas o pico se quedan pegados, lo que representa un peligro para estas aves, las cuales también llegan a morir por consumir este producto.

Imagen: Especial

Finalmente, Ramos Arreola sostuvo que datos del Departamento de Bioquímica del Centro de Investigación y de Estadios Avanzados del Instituto Politécnico Nacional (Cinvestav) revelan que cada chicle tirado en las calles de la CDMX representa un gran foco de infección y un riesgo para la salud de la población, pues éste puede albergar hasta 10 mil bacterias y hongos.

Cabe mencionar que esta iniciativa tiene el objetivo de reformar la Ley de Residuos Sólidos y pasará a manos de la Comisión de Preservación de Medio Ambiente, Cambio Climático, Protección Ecológica y Animal para su análisis y dictamen.