Boys Scouts de EE.UU. quiebran por tener deudas por mil millones de dólares

La decisión es para poder indemnizar a las víctimas de abuso sexual
Imagen: Unsplash

Los Boys Scouts de Estados Unidos (BSA) se declararon en quiebra para salvaguardar las indemnizaciones a las víctimas de abuso sexual con pasivos de mil millones de dólares.

Esto significa que la quiebra ayudará a “compensar equitativamente” a las víctimas a través de la creación de un fideicomiso y permitirá que la organización continúe operando a nivel local.

Imagen: Unsplash

Con 110 años de historia y 2.2 millones de miembros entre 5 y 21 años, BSA ha sido acusada de encubrir abusos contra miles de sus jóvenes integrantes durante generaciones y de no haber hecho lo suficiente para acabar con los pedófilos en su organización.

De acuerdo con las investigaciones más de 12 mil de sus miembros han sido víctimas de abuso desde 1944, y se considera que dentro de la organización había más de 7 mil 800 abusadores.

Deuda de mil millones de dólares

La organización estima pasivos de hasta mil millones de dólares. Así, el Consejo Nacional de los Boy Scouts y los consejos locales afiliados tienen activos por un total de 5 mil millones de dólares, incluyendo inmuebles, de acuerdo con un informe del diario The Wall Street Journal.

Los consejos locales tienen cerca de las dos terceras partes de los activos de la organización, los cuales, según el WSJ, podrían quedar a resguardo de los acreedores bajo el procedimiento de quiebra, limitando su exposición a las demandas de abuso sexual, menciona El Economista.

Imagen: Unsplash

El plan de bancarrota se discutió por primera vez en 2018, ante los problemas causados por una disminución en el número de miembros y el aumento de los costos.

La declaración de quiebra podría significar el fin de los Boy Scouts

Si se demora un largo período de tiempo, se plantea la interrogante respecto a si los Boy Scouts tendrán recursos para seguir operando mientras se tramita la quiebra.