¿Quieres recibir notificaciones de nuestro sitio web?

Así será el registro biométrico de los bancos a sus clientes en México

En marzo, se empezará con huellas dactilares, al momento en que los usuarios abran cuentas nuevas
Redacción Oink Oink
Registro biométrico (Imagen: Especial)

En el primer trimestre de 2020 los bancos en México deberán iniciar el registro de los datos biométricos de sus clientes. En marzo, se empezará con huellas dactilares, al momento en que los usuarios abran cuentas nuevas o pidan nuevos créditos.

Te recomendamos: Así se hacen ricos los bancos

Esta medida la ordenó la autoridad financiera desde el 2017 y en un principio entraría en vigor desde el 1 de enero del 2019. Pero se aplazó hasta marzo del 2020 dada la petición de los propios bancos de trabajar en la creación de una base de datos biométricos única.

Mercado global de sensores de huellas digitales (Imagen: Especial)

De unos 30 bancos que operan en el país, alrededor de 50% ya están listos e incluso ya realizan algunas pruebas de validación con el Instituto Nacional Electoral, y para marzo, 90% podrían estar listos para esa fecha.

En el caso de los siete grandes bancos que tienen gran parte de los activos en México, prácticamente ya están listos, explica El Economista.

Para algunos bancos fue un proceso complicado sobre todo por desconocimiento, dado que unos habían contratado equipo que no les funcionó, y tuvieron que empezar de cero.

Al principio los bancos registrarán las huellas dactilares de sus clientes, pero en un futuro existirá un registro de otros elementos biométricos como el rostro y la voz, entre otros.

En el caso de las validaciones que se realizaron desde los bancos al INE han sido buenas y los tiempos de respuesta del organismo público han sido en promedio de 0.3 segundos.

Uso de cajero automático (Imagen: Especial)

En cuanto a una nueva prórroga, esta se descarta, y los bancos deberán entrar en vigor con esta medida para crear una base de datos única de biométricos en el sector bancario.

Lo ideal sería una base de datos única de registros biométricos de la población mexicana, pero es una labor compleja y delicada.